ASDRA acerca de los dichos de Carlos Tévez sobre las personas con síndrome de Down

El jugador Carlos Tévez dijo «Hay que ser muy mogólico para pelearte con un arquero» en una entrevista en el programa El show del fútbol el pasado domingo. La palabra se ha utilizado históricamente para referir a las personas con síndrome de Down y su uso como insulto es discriminatorio. El jugador se disculpó más tarde, aunque refirió de manera errónea al síndrome.

Desde ASDRA agradecemos la actitud de Tévez por haberse retractado acerca de sus dichos, aunque aclaramos que el jugador refirió al síndrome de Down como una enfermedad y esto es incorrecto. Aprovechamos la ocasión para aclarar que el síndrome de Down no es una enfermedad, sino una condición que genera discapacidad. Esta condición es parte de quien la persona es: no se cura ni se contagia y quienes lo tienen pueden y gozan del derecho a estar incluidos en todos los ámbitos de la sociedad. Además, invitamos al jugador de Boca a visitar la asociación para interiorizarse y poder conocer a las personas.

La utilización de la palabra mogólico como insulto es discriminatoria ya que tiene su origen en las primeras descripciones médicas que se hicieron acerca de las personas con síndrome de Down, por la forma habitual de los ojos de quienes tienen esta condición. El término suele usarse para insultar haciendo referencia a la falta de inteligencia de la persona a la cual se dirige. Es decir, sitúa a los individuos en parámetros de normalidad-anormalidad y entiende a la discapacidad intelectual como algo fuera de lo normal, incorrecto u objeto de burla.

ASDRA invita a la comunidad en general, y en particular a quienes utilizan la palabra mogólico como insulto, a conocer su campaña nacional “Insultos” donde se plantea que la utilización del término “mogólico” constituye en sí mismo un acto de discriminación, tal como lo han expresado personas con síndrome de Down y sus familias.

Vea También

Manejo de conducta: límites y el riesgo de la sobreprotección

Charla sobre manejo de conducta: límites y el riesgo de la sobreprotección coordinada por la …